La idea

La idea
Gestionar y propiciar la cultura del diseño
Prototipo y sus colaboradores. Con la tecnología de Blogger.

El plan

El plan
Apoyo a eventos, enlaces, publicaciones y otras iniciativas de diseño

Co - Edición

Co - Edición
Este es un espacio de construcción conjunta. Es un espacio para todos

Imagen Central

Imagen Central

Estudiar o no diseño

| 16.9.08
Ayer me tomé un tiempo para revisar el blogroll de este blog y entre mis favoritos esta el blog de Vecindad Gráfica. Con la labor de ponerme al día con sus posts, pasa hoja tras hoja hasta que me detuve una página que tenía este video:




Las razones que esgrime el video son directamente un golpe en la cara a nosotros los que alguna vez nos quejamos de las remuneraciones bajas que percibe un diseñador en nuestros países, pero al mismo tiempo deja una camino claramente pintado a esforzarnos más por ser reconocidos dentro de toda la sociedad y no simplemente como un bien de consumo de las clases altas.

No puedo dejar de pensar en el siguiente cuadro: Un padre desesperado porque su hijo le dijo que quería ser diseñador, tecleó en el buscador: "¿estudiar diseño o no?" y el resultado le condujo a éste blog, revisa el video y se llena de miedo por lo que puede pasar con su hijo. Con un poco de curiosidad lee lo que está mas abajo del video, buscando tal vez más respuestas. Y claro las halla en la zona de comentarios.

El primer comentario es el mío y la respuesta a la pregunta es simple: Es como estudiar leyes o no, un doctorado en medicina o no, un pregado en Danza contemporánea o no.

Hay que tener pasión por lo que se hace. La pasión genera ideas, genera fuerza, crea lazos con la profesión, crea amor a los resultados que salen de nuestras cabezas y que se plasman sobre soportes innumerables.

¿Es rentable el diseño? Pues sí, claro nos toca trabajar más para conseguir más, pero si se hace con pasión el problema se acorta.

Aquí pueden hallar el Post original
Más información »

Una breve visita a Nobrand

| 8.9.08

Ha pasado mucho tiempo desde la publicación del último post y éste, el tiempo que fue usado como descanso era necesario, y la verdad ya estábamos extrañando escribir por estos rumbos. Para dar inicio a la nueva temporada es el siguiente post:

Desde hace un par de años había querido ir al Encuentro Latinoamericano de Diseño en Palermo, Argentina.
Por fin, éste fue el año que lo logramos, se armó el viaje y en un abrir y cerrar de ojos estuvimos metidos en el avión que nos llevaría a Buenos Aires sede del Encuentro y de paso a vacacionar, aprovechando el viaje.
Del Encuentro se hablará en otros post ya que queda mucho por decir, en esta ocasión quiero hacer una revisión de marca: Nobrand.


El primer acercamiento con la marca fue por una publicación que me encontré en el Encuentro, revisé mi listado de conferencias y lastimosamente había pasado ya su intervención. Luego encontré una revista que especificaba varios puntos sobresalientes del diseño argentino, en la portada estaba el Carlos Gardel de Nobrand que vi antes, y en un impulso, sin darme cuenta ya tenía la revista en la mochila.

A la noche, descanzando en casa abrí la revista y gratamente descubrí que los chicos de Nobrand, tenían un almacén en la zona de Palermo relativamente cerca de dónde nos hospedábamos.

Llegamos a la tienda y sobra decir que las cosas que vimos nos impresionaron tanto que puedo decir que con muchas de ellas fue amor a primera vista. Los íconos de la cultura argentima que pudimos ver de cerca y que ahora estaban retratados en indumentaria y accesorios simplemente nos encantaron, pasaron por nuestros ojos, el che, Gardel, Evita, Diego, empanadas, bandoneones, el mate, un bife de costilla.



Un par de camisetas en la bolsa unos cuántos pesos menos y empezamos a revisar otras aplicaciones de la marca, al salir, teníamos variada mercancía entre las manos, de la cual destaco mi mate.

El Mate: ‘Se denomina mate (en portugués chimarrão, "cimarrón"; en guaraní Ka'ayguá —ka'a= hierba, guá= grande—[1] ) a la infusión preparada con hojas de yerba mate (Ilex paraguayensis), una planta originaria de Sudamérica, previamente secadas, cortadas y molidas. La denominación se genera por extensión del vocablo quechua mati, que significa vaso o recipiente para beber, y que se generalizó como nombre vulgar de la calabaza (el porongo, Lagenaria siceraria) que se utiliza para dicha infusión. También se lo ha llamado "té del Paraguay" u oro verde.[2] Como sucede con el té, el café o el chocolate, el mate posee un efecto estimulante debido a la cafeína (sinónimo "mateína") que contiene.’ (información tomada de la Wikipedia)
Con lo dicho hay que decir que me encanta la tradición objetual que posee “el tomar mate”, no es tomar una infusión de hierbas en una taza. El mate como bebida trae varios objetos detrás: la bombilla, el mate en sí y por supuesto el termo para el agua. Luego del objeto está el rito de la preparación, la acción de pasar el mate de mano a mano para compartir hace que esta bebida alucine.


Desempacando el Mate de Nobrand
El empaque exterior: Para un viajero descuidado como yo el empaque es el necesario para que el mate llegue en perfecto estado a su destino. El cilindro principal se asemeja al empaque de “pringels” rematado de igual manera a los dos lados por cierres metálicos, el primero es libre, sirve de tapa que luego de ser removida nos deja ver un “estabilizador” de cartón bastante bien pensado en la gráfica y en la utilidad porque sirve para que la bombilla no se golpee en las paredes del cilindro.

Al vaciar el empaque de todo su contenido el cilindro sirve para guardar la yerba mate y con un aditamento que viene en la tapa podemos servir la yerba de una manera menos engorrosa.

La bombilla: definitivamente la bombilla que trae el mate no es común, la cual posee una esfera en la parte superior y en la parte de abajo una zona de absorción bastante grande.

El mate: hecho de cerámica posee una forma casi esférica pareciéndose más al mate clásico de calabaza que muchos otros diseños contemporáneos.

Se pueden encontrar en color blanco, negro y transparentes (a más de unos cuántos tonos translúcidos).El conjunto es realmente estético y con un leve ejercicio de abstracción llegamos a la forma de uno de los iconos de la marca.
Ahora solo falta tener una reunión con los amigos para poder estrenar el mate con un poco de yerba que trajimos. Por el momento y hasta que aquello pase, me tendré que conformar con exhibir vestido uno que otro ícono de la cultura argentina por las calles de Ecuador.


Espero que esta revisión abra el camino a otros productos diseñados en Ecuador, no me queda más que decir que si alguien sabe o tiene un producto a mostrar, no pierda tiempo y se comunique con nosotros ya sea en la cajita de comentarios o por mail.

Más información »

Los más vistos

 

Copyright © 2010 Prototipo | Design by Dzignine